Apestosos dromedarios

Desde Australia nos llega la última idea para combatir el efecto invernadero y frenar así el cambio climático. Por extravagante que parezca se trata nada más y nada menos que de exterminar al más del millón de dromedarios salvajes que habitan el país austral. Tan inteligente plan ha surgido de la empresa Northwest Carbon. Cada animal emite anualmente 45 kilogramos de gas metano, lo que equivale a más de una tonelada de CO2. Tamaña medida sería equiparable a eliminar del parque automovilístico 300.000 coches que circulen 20.000 km anuales.


Share

Anuncios

Escuelas flotantes

Bangladesh es uno de los países más vulnerables del mundo al cambio climático. En la época de los monzones gran parte del terreno se inunda de agua y la población ve dificultado su desplazamiento. Para evitar que los niños pierdan semanas (e incluso meses) de clases Mohammed Rezwan, arquitecto de profesión, ha desarrolado un proyecto del gobierno de Bangladesh mediante el cual una serie de barcos-escuela recorre los ríos en busca de los alumnos, posibilitando así que los niños continuen con su educación. La capacidad de cada barco es de 30 alumnos. Los barcos-escuela proporcionan gratuitamente el material a los niños y están equipados con paneles solares que otorgan electricidad durante unas 35 horas. Este proyecto se complementa con otras 10 bibliotecas flotantes que facilitan libros de texto y conexión a Internet.

Share